VARICES

La presencia de várices constituye una enfermedad que afecta a las venas de las piernas.
Esto provoca problemas de circulación sanguínea que pueden ser muy perjudiciales para la salud.
Evitar permanecer mucho tiempo de pie o sentado. Esto impide la correcta circulación sanguínea, algo que se agrava aún más cuando se cruzan las piernas.
El diagnóstico de varices debe hacerse con el enfermo de pie, y no se puede iniciar un tratamiento a ciegas sin tener previamente una exploración de la circulación venosa o arterial (estudio doppler vascular). En muchos casos, la ecografía nos demuestra que las varices no siguen los mismos patrones en todos los pacientes.

Según la patología venosa se puede indicar:
>Tratamiento esclerosante
>Cirugía
>Diferentes tipos de LÁSER